El Coleccionista de Huesos

El Coleccionista de Huesos

Las personas que acumulan rencores para después lanzarlos en el momento menos pensado a todos aquellos que le ofendieron o lastimaron.

La represión de quién eres puede llevar muchas veces a no decir lo que sientes por miedo a meterte en problemas o generar disputas fuera, también por miedo de volver a ser abandonado o rechazado, esa frustración crea rencor dentro de una persona.

Cabe decir, que también es una conducta aprendida, si viste a mamá hacer silencio a pesar de lo que ocurriera, pues lo más probable es que hagas lo mismo o te vayas al lado opuesto que es estar en guerra con todos; vivimos en un mundo de polaridades, a veces no hacemos lo mismo que los padres, sino que por el contrario nos vamos al polo opuesto.

Cuando hablo en el título del coleccionista de huesos es porque vamos acumulando cosas muertas dentro de nosotros, no decimos lo que sentimos, nos quedamos en silencio de las cosas que percibimos injustas, entonces vamos acumulando y acumulando; unas personas esperan el momento para escupir a la cara del otro todo lo que ha hecho durante años y lo dice en un momento en que ya eso no es vigente para hacer ver al otro como culpable de lo que le pasa, cuando sin darse cuenta con su actitud generó que esa situación se repitiera una y otra vez. Hay una necesidad de venganza y la mejor venganza es hacerte creer que todo está bien, cuando en el fondo hay una cantidad de huesos viejos y malolientes que serán lanzados en tu cara cuando sea el momento adecuado. Hay otras personas que acumulan sin decir nada, estos no hacen daño hacia afuera, pero, lo hacen hacia dentro. Estas personas implosionan, se destruyen a sí mismas con el dolor y rencor acumulados en su organismo. Esta otra forma de hacer las cosas no es que haga menos daño que el primero, sino, que son dos modos diferentes de resolver el mismo problema, en uno de los casos le lanza al otro sus huesos muertos y el otro se traga sus huesos muertos.

Tu que estás leyendo esto, no sé cuál de los dos seas, yo durante muchos años fui de las que implosionan, hasta casi morí de una septicemia link por una infección de riñón (pielonefritis) pase 10 años aguantando una relación de pareja muy toxica y gotas tras gota aguantar en silencio, pues un día de una rabia por infidelidad terminé en la clínica con esta complicación y termine con una operación de riñón en donde fue extraído, con el tiempo comprendí que aguantar y no decir nada por miedo de ser abandonado es la tontería más grande que cometemos los seres humanos, nos lastimamos tanto a nosotros mismos con esa actitud que cómo podemos después echarle la culpa a los demás de nuestras decisiones, me perdone por no saber hacerlo diferente y eso me permitió no volver a guardar huesos viejos y podridos dentro de mí, ahora actualmente digo lo que siento y pienso, después de haberle hecho filtro, tampoco se trata de irle a decir al otro todo lo que se te ocurra sin hacerte responsable primero. Me volví más asertiva, más honesta, más directa, más verdadera, aunque algunas personas puedan tomar mi vulnerabilidad como motivo de debilidad, pues lo veo, al contrario, justo en mi vulnerabilidad esta mi poder, porque lo que enseño viene de allí de mi experiencia y de haberla hecho significativa y que se convirtiera en sabiduría.

Te cuento todo esto, para que observes si coleccionas huesos muertos o no, como lo haces y tomes decisiones a tiempo para mejorar la relación contigo mismo y con los demás. Recuerda que tú eres importante y que tus miedos son solo eso, miedos, no es real. Tú puedes hacer algo con ese miedo que te acompañe, que no te impida ser feliz y ser el ser que realmente elijes ser, y como siempre digo…

¡Sánate y sigue tu camino!

Escrito por Francis Blanco @elhilodefrancis

Escrito por Francis Blanco @elhilodefrancis

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
 
 

Usamos cookies para mejorar su experiencia en nuestro sitio web. Al navegar por este sitio web, acepta nuestro uso de cookies.

Suscríbete a Pienso en Positivo

Para mantenerte al tanto de todo lo nuevo en nuestra web

Elige una o ambas*

Loading

Producto agregado!
¡El producto ya está en la lista de deseos!

Shopping cart

close